ÔĽŅ ŅPor quť molestarse en el amor?. Cuentos cortos rom√°nticos
ÔĽŅ

¬ŅPor qu√© molestarse en el amor?

Autor: Veisi Jazzmery

(4.24/5)
(89 puntos / 21 votos)


Cuento publicado el 14 de Mayo de 2013


Esta historia comienza cuando ellos iban en preparatoria...
La generación estaba planeando un viaje de fin de cursos.
√Čl dec√≠a que no ir√≠a que era algo est√ļpido, pero al final accedi√≥ a aceptar, sus amigos se sorprendieron por que no creyeron que cambiar√≠a de opini√≥n ya que √©l era algo cabeza dura.

Al d√≠a siguiente, despu√©s de la graduci√≥n se reunieron en el aeropuerto. Ella ven√≠a sentada con sus amigas, quienes pasaban el tiempo hablando sobre chicos y el amor, pero ella ven√≠a sentada con un miedo a caer, queri√©ndose distraer intentando entrar a la conversaci√≥n de sus amigas, pero ten√≠a un conflicto ya que ten√≠a una opini√≥n completamente diferente a la de ellas, pues siempre ha tenido la mentalidad: << ¬ŅPorqu√© molestarse en el amor si nunca dura demasiado tiempo>>.

Al llegar allá se instalaron en un hermoso hotel cerca de la playa. Todos en cuanto llegaron decidieron irse a divertir un rato en la alberca, ella sólo salió fuera del hotel y se dirijió a la playa. Mientras contemplaba el maravilloso paísaje con su cielo tan claro y con un color tan tranquilo.
√Čl la observaba desde su silla en el hotel, admir√≥ la manera en que su cara sent√≠a el aire.
Al día siguiente, los recién graduados, decidiéron rentar un bote para ir a conocer el lugar e hiciéron una fiesta en él, pero de nuevo ella se apartó y ésta vez él aprovechó para acercarse a ella:
-¬ŅPor qu√© no estas con los dem√°s?- Ella contest√≥- S√≥lo quer√≠a respirar un poco de todo este escandalo.
-¬ŅSabes? ayer not√© que hiciste lo mismo, y me llam√≥ demasiado la atenci√≥n la manera en que tus ojos observaban el mar.
En eso, sus amigas llegaron e interrumpieron su charla, pero él espero a que estuviera sola de nuevo para acercarse a ella.
Después de un rato él se sentó a su lado, continuaron con su charla, comenzando a conocerse mutuamente, pasaron el resto de la tarde juntos.

Al llegar al hotel él le pidió verla de nuevo y ella aceptó.
Dos días después él tenía reservada una cena para dos en el restaurante del hotel. Fue a su habitación y le pidió que fuera con él un momento.
Al llegar allá, ella se dio cuenta de que no sería sólo un momente y sonrió.
Pasaron un muy buen rato juntos, bailaron, conversaron, rieron...
A ella le sorprendieron mucho las molestias que se había tomado para estar con ella.
Al finalizar la noche, √©l la acompa√Ī√≥ a su habitaci√≥n y le dijo:
-Fue la noche m√°s agradable que he pasado en mi vida.
Ella sólo se límito a sonreír y entró a su habitación. Pero ya adentro, no podía evitar las ganas de bailar y sonreír.
Se acercaba el d√≠a de volver a casa y planearon una fogata la noche antes de la partida, a la cual asistieron todos por ser el √ļltimo d√≠a que estar√≠an juntos.
Ellos se sentaron juntos. Todos estaba alrededor de la fogata cantando cuando pasó una estrella fugaz, él la abrazó y le dijo:
-Pide un deseo- Ella cerró los ojos y lo hizó.

En un abrir y cerrar de ojos la noche se acabó y llegó el día de volver a casa. Pero ellos no pudieron despedirse y al llegar allá no pudieron encontrarse. Pero él la buscó incansablemente.
Se enamoraron completamente uno de otro. So√Īaron una vida juntos, juraron, amarse y respetarse por el resto de sus vidas.

Dos a√Īos m√°s tarde, tuvieron una pelea. √Čl le grit√≥ dici√©ndole que todo se les estaba escapando de las manos. Ella sali√≥ corriendo llorando y √©l detr√°s de ella. Ella se detuvo a pensar en como reaccionar√≠a a ese rompimiento. √Čl la alcanz√≥ la tom√≥ por detr√°s, acarici√≥ sus brazos y le susurr√≥ al o√≠do:
-Yo nunca te dejaré sola, eres lo mejor que me ha pasado en la vida, cada vez que te veo es como la primera vez.-
Entonces ella recordó la conversación que tenían sus amigas aquel día en el avión y le dijo:
-Tu me ense√Īaste a creer en el amor por primera vez tu me viste creer y nunca podr√≠a soportar que esto se acabar√°. √Čl acarici√≥ su rostro, la mir√≥ a los ojos y la bes√≥ muy tiernamente. Se desat√≥ una pasi√≥n que nunca antes hubo entre ellos. Los dos demostraron su amor y naci√≥ un bello fruto de √©l.
Continuaron con su amor y vivieron felices para siempre.:)

//alex


¿Te ha gustado este cuento? Deja tu comentario más abajo
(Nota: Para poder dejar tu comentario debes estar registrado.Todavía no lo estás? Hazlo en un minuto aquí)

 

Nombre:

email:

Contrase√Īa de usuario:

Comentario:

 

Últimos comentarios sobre este cuento